jueves, 2 de marzo de 2017

Discriminación positiva (inicio del capítulo)



Discriminar suena a cosa fea, que no se debería hacer.

Tú, por ser negro, no puedes ir a la universidad. Tú, por ser mujer, no puedes tener una cuenta en el banco. Tú, por ser judío, no puedes comerciar. Tú, por ser pobre, no puedes entrar en política. Tú, por tener tal idea política, no puedes votar. Tú, por ser extranjero, no puedes ser atendido en un hospital.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada